Colegio Hebreo Sefaradí

Skip to main content
Please create a marquee.
Colegio Hebreo Sefaradí

Convivencia en la sucá

El jueves 20 de septiembre comenzamos la construcción de la Sucá. Este año estuvo a cargo de nuestros alumnos de Preprimaria quienes, con la ayuda de sus papás, martillaron para armar la estructura y levantaron las paredes, aprendiendo los nombre de los materiales que se utilizan para su construcción como “patish” (martillo) y “masmer” (clavo).

La semana siguiente recibimos dentro de la sucá a los abuelos, abuelas, papás y mamás de los alumnos dándoles la bienvenida con unas hermosas palabras de nuestra directora Becky.

Posteriormente, se invitó al Rabino Chicurel y al Rabino Hilu a dar una breve explicación acerca de los “arbat haminim” y se invitó a los alumnos y a sus papás a decir las “berajot”.

Todos nuestros niños entraron muy emocionados a buscar a sus papás con sus “patishim” listos para cantar y bailar “Ine patish” y “Patish mazmer”. Ellos participaron diciendo de qué está hecha la sucá, admiraron los “kishutim” (adornos) hechos con material reciclado y recordaron que sus papás los ayudaron a construir la sucá.

Se mostraron los “arbat haminim”, explicando cuál de éstos tiene olor y sabor y cuáles no. Todos al ritmo de una hermosa canción cantaron al tiempo que las morot mostraban la imagen de cada uno.

Se les repartieron distintos instrumentos musicales para bailar y cantar la canción de “Lelo lelo”. Además, los niños de Preprimaria jugaron lotería con la cual, a través de adivinanzas tenían que decir de qué símbolo de Sucot se hablaba: Todos jugaron con mucho entusiasmo y gritaron “¡jag sameaj!” cuando ganaron.

Los alumnos de Casa de Niños realizaron “kishutim” hechos con cartón y técnica de gis, dibujando frutas, flores y los “arbat haminim”, mismos que decoraron una pared de la sucá. También, para esta actividad recibimos ayuda de la maestra de ciencias Eva, quien expuso cómo cada fruta tiene en su interior pequeñas semillas y en cada una de ellas existe la posibilidad de crear otro árbol que dé más frutos haciendo con ésto, la alusión de que cada uno de nuestros niños es esa semillita que en su interior tiene el potencial de crecer y convertirse en un hermoso ser lleno de vida y metas.  

Los pequeños de Maternal hicieron un Maguén David con abatelenguas y pintura digital, utilizando sus deditos para dejar su huella en nuestra sucá y ayudados por sus papás terminaron de adornarla.

Finalizamos esta actividad disfrutando de un rico panqué y deseándoles a todos: “JAG SAMEAJ”.